viernes, 13 de noviembre de 2009

Especialidad del dia



"El Hospital Militar sólo tiene un paciente ingresado pese a poder acoger a 350
Sanidad todavía no le ha dado uso al centro un año y medio después de que Defensa lo cediera
Urgencias llama al 112 para que el Samur aparcado al lado traslade a un paciente grave
Decenas de camas están sin ocupar y con las sábanas limpias listas para acoger a enfermos
El sol entra a raudales por los pasillos que comunican los pabellones del Hospital Militar de Mislata. Todo reluce como los chorros del oro. Batas blancas se pasean por el centro, sin más trabajo que el de cumplir un horario. La razón es sencilla: no hay pacientes. «Charlamos, jugamos con el ordenador, paseamos. Y nos subimos por las paredes», dice una enfermera. Así llevan más de un año.
Pese a que el centro tiene capacidad para hospitalizar 350 pacientes, esta semana había tres. Dos recibieron el alta ayer. La única enferma, que lleva ocho meses ingresada, ocupa una cama en una unidad con 18 preciosas habitaciones individuales, con vistas a un jardín y enmedio de un silencio absoluto. «Y tiene 18 enfermeras para cuidarla. La verdad es que no se puede quejar, pero nosotras no sabemos ya ni lo que somos».
Hasta el mes de junio, a través de la Conselleria, se remitían al Hospital Militar unos cuantos pacientes cuando había más ingresos en otros centros. «Últimamente no nos mandan casi ninguno y no entiendo por qué», asegura otra enfermera.
Hay más de un centenar de camas preparadas, con sus sábanas limpias. También la lavandería funciona, aunque claro, a medio gas. Hasta la cocina está en marcha, aunque ahora para una única paciente. «Esto es surrealista. Con la falta de espacio y las listas de espera del resto de hospitales, aquí existe una zona preparada para recibir pacientes y está vacía», asegura una auxiliar.
Médicos ya casi no quedan, están demasiado solicitados y se han ido, en vistas de que cobraban por no trabajar. Una media docena de facultativos militares siguen prestando consulta en el centro de especialidades, ubicado en uno de los cinco pabellones del centro y que, de momento, también funciona sin demasiado estrés. Solamente han comenzado a dar servicio 12 de las 21 especialidades que la Conselleria ha prometido. Además, pese a que junto a este pabellón están las camas vacías, si el cardiólogo le dice a un enfermo que tiene que ser ingresado deberá ir a otro hospital. "
leer más en:http://www.lasprovincias.es/

Hay que mantener vacio este hospital público, no podemos permitir que le haga la competencia al público de explotación amigo-PPrivada de Manises. Sería un auténtica putada que los amiguetes del PP Valenciano no obtubiesen los beneficios prometidos por el Sr. Camps y sus conseller de Sanitat. Es preferible mil veces pagar sueldos a profesionales por nada, infrautilizar las infrastructuras y joder  a los enfermos antes que dejar de repartirse un solo euro.
Por desgracia tenemos lo que nos merecemos, osea lo que hemos elegido en la urnas, eso si, seguiremos mirando hacia cataluña con desconfianza y cerrando los ojos ante tanto traje y atropelllo.
Que asquito que dan, oiga.

1 comentario:

SCHEVI dijo...

Hay que tener poca vergüenza para un despilfarro semejante. Luego vendrán los "sindicatos" fachas de médicos y enfermeras diciendo en otras comunidades que se cierran camas y no se cubren las vacantes.

Pero bueno, en estos días el señor Camps ya nos ha demostrado la bajeza moral que tiene.

Saludos, Aprendiz.